Un eclipse solar se produce cuando la Luna se interpone entre el Sol y la Tierra, de modo que nosotros vemos cómo el Sol va quedando tapado poco a poco por nuestro satélite, dado que por las posiciones relativas de los tres astros el diámetro de la Luna (mucho más cercana a nosotros que el Sol) tapa una parte más o menos grande del Sol. Según esto se distinguen tres tipos de eclipses solares: total, parcial y anular, y esta vez se da el tercero, de manera que no sólo se observará la corona en su punto máximo.

La mañana del 10 de junio

En Madrid, por ejemplo, el eclipse se iniciará a las 11.01 horas, el máximo se dará a las 11.43 horas (momento en que la magnitud será de 0,12) y finalizará a las 12.29 horas, siendo su duración total de 88 minutos (algo menos de una hora y media).

La diferencia entre un eclipse solar total y uno anular es que en el caso del segundo la Luna está algo más lejos de la Tierra y el sol un poco más cerca, de modo que la circunferencia que observamos de la Luna es menor y la del Sol es mayor. Con ello, la Luna no llega a ocultar el Sol completamente y se verá un anillo luminoso correspondiente a la franja más externa de la circunferencia solar.

Eso sí, como siempre ocurre con estos fenómenos ver el eclipse anular o ver uno parcial dependerá de la localización. Será el caso de Europa, el norte de Norteamérica, Europa y Asia.

Como ha mostrado la NASA, el eclipse se iniciará en el océano Atlántico, a una latitud de 23º, y terminará al sureste de Kumul (China). Con este paso, las regiones más afortunadas son las que más al norte están, concretamente Canadá (noreste), Groenlandia (noroeste) y la parte más oriental de Rusia, que verán el eclipse anular.

El resto podremos ver un eclipse parcial. En España tendrá una magnitud (es decir, la fracción del diámetro solar ocultado por la Luna) de 0,2 en la costa noroeste (A Coruña), en torno a 0,1 en el interior y noreste de la Península y alrededor de 0,02 (o algo mayor) en el sureste y en las islas Baleares y las Canarias.

La duración total del eclipse será de 299 minutos (unas 5 horas) y la luna llegará a tapar el 38% del Sol. Se podrá observar durante la mañana del jueves 10 de junio. Estamos demasiado apartados para ver el anillo, pero en el Instituto Geográfico Nacional ya nos ponen en el calendario la fecha del próximo eclipse visible como total en España, el 12 de agosto de 2026, así como el próximo eclipse parcial, el 25 de octubre de 2022 (en el noreste de la península e islas Baleares).

Siempre con precauciones

Puede que ya lo sepamos de anteriores ocasiones o nos pueda sonar, pero la observación de un eclipse solar implica un riesgo para la vista si se observa directamente. Hay que hacerlo siempre de forma segura, sea parcial o total, recurriendo a alguno de los métodos válidos para que el brillo no nos sea perjudicial.

Hay algunas lentes especializadas para la observación de eclipses, pero si no disponemos de ellas podemos hacer servir un espejo o ver la imagen proyectada. Incluso podemos aprovechar para construir nuestra propia cámara estenopeica.

Hay que tener en cuenta que no todo lo que nos hayan dicho puede ser una verdadera solución y no son métodos seguros. Son el ejemplo de vidrios ahumados, las radiografías, las gafas de sol o los filtros de las cámaras de fotos, no son métodos seguros y están totalmente desaconsejados.

Categorías: Tierra

0 comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *